miércoles, 20 de junio de 2012

ARIES

Llueve, llueve geranio. Endulzados ojos de fuego abusan de mí, hipnotizándome. Cabras asustadas, primer martes de la suerte. Su planeta rojo me captura para siempre. Su sonrisa loca florece a cada paso, mío, al vacío. No me abandona. Martes se hace gris, como cada palabra que vomito. Geranio polisémico, deseos de buceo. Verde paz, agua calmática. Quiebro en pedazos, lento, leve. Creo. Contradicción, pasos veloces. Domos de aluminio líquido consumando mi faringe. El ritual de la carne se aleja de mis manos. Aguaviva apagándome. Abril, albanarama, dios torsión, descripción de la piel, desear el deseo. Sentir algo, ganar velocidad, estrellar, caer fuera de mí, encontrarnos a mitad de camino, hechos cenizas. Albúmina de luz, sorpresa de pupila. Llueve, llueve geranio. (Alejandro Bentivoglio & Daniel Juárez Dion)

No hay comentarios: